Ben Zayyan

Por Jesús Moya Casado

     El 28 de septiembre de 1238, Ben Zayyan, último rey moro de Valencia, rinde la ciudad al rey Jaime I haciendo ondear la senyera real en la torre de Alí Bufat frente al palacio real.

     Zayyan Ibn Mardanix ( Onda ? - † Túnez , 1270 ) fue el último emir de Balansiya. Nieto de Abu al-Hajjaj , conocido también como Zahhar o Caen , fue el último rey musulmán de Valencia . Echó del cargo de gobernador del almohade Abū Zayd el 1229 , quien había llegado a un acuerdo de vasallaje con el rey Jaime I, lo que le había de facilitar a este último la conquista del Reino de Valencia.

    En 1238, Jaume I sitió la ciudad de Valencia ayudado por nobles aragoneses y por el mismo Zayd Abu Zayd. El 22 de abril del 1238, Jaime I se dirigió al Grao de Valencia para poner cerco formal en la ciudad, y estableció su puesto de mando en Ruzafa . Numerosos caballeros de Aragón, Cataluña, Provenza , y también de Alemania, Hungría, Italia, Inglaterra, etc., se incorporaron al sitio, después de las llamadas del rey y de la bula de cruzada otorgada por el papa Gregorio IX en febrero del 1237.

     Zayyan, al verse rodeado de tropas cristianas, pidió ayuda a los soberanos musulmanes, pero sólo Abu Zakariya, emir Hafsides de Túnez, lo escuchó y envió a Valencia una flota de doce naves, que llegaron el 17 de agosto del 1237 a Balansiya.

     Después de cinco meses de sitio, como en la ciudad escaseaban los alimentos, Zayyan, perdida toda esperanza de socorro, inició los tratos para rendir la ciudad a Jaime I. Zayyan se rindió y entregó a Jaime I la ciudad, hecho que ocurrió el 28 de septiembre de 1238. Para hacer pública la capitulación, el 28 de septiembre del 1238, los musulmanes valencianos izaron en la torre de Alí Bufat, la bandera real de Aragón. El sábado 9 de octubre del 1238, Jaime I hizo la entrada oficial en la ciudad.

     En los acuerdos de capitulación, Zayyan y los musulmanes que quisieran marchar podrían hacerlo por el sur del Júcar y los musulmanes que quisieran quedarse podían hacerlo seguros, bajo el dominio cristiano. Zayyan pactó con Jaime I su salida y la de sus familiares y huestes de las tierras valencianas, por el puerto de Cullera hacia Túnez, donde moriría años más tarde.

Llave de la ciudad de Valencia del Cid.

     La capitulación se firmó el 29 de septiembre, en Walaya (finca de recreo del Zayyan), en el entorno de la actual plaza del Ayuntamiento. Lo sucedido lo cuenta el cronista valenciano Ibn al-Abar:

     “Valencia cayó por segunda vez después del sitio a que la sometió el tirano Yaqmu al-Barsaluny (Jaime I), desde el jueves 5 del mes del Ramadán (21 de abril de 1238), hasta el martes 17 de safar (29 de septiembre). Tal día Abu Yumail Zayyan ibn Mufadaibn Yussuf ibn Sad Judami, salió de la ciudad de la que entonces era rey, delante de sus familiares y altos cargos de la administración y por delante de los jefes de su ejército. Salió de Ruzafa (Jaime I) donde estaba acampado desde el principio del sitio y se encontraron las dos autoridades en la Walaya. estipularon que el tirano dejaría el territorio en paz durante 20 días para que en ese tiempo las gentes pudieran trasladarse con sus bienes y efectos. Yo presencié todo aquello y firmé el acta de capitulación por parte de Abu Yumail”

     En la imagen podemos ver la llave que abría una la puertas principales de la ciudad, de la que según muchos historiadores sería la de Báb ibn Sajar o Báb Sajar (llamada después, en castellano, puerta del Cid, de Marina y del Temple), próxima a la actual iglesia del Temple, en la plaza poeta Llorente, protegida por la famosa torre de Alí Bufaf y según el cronista Al Udri, orientada hacia La Meca. Fue en esta torre, en la de Alí Bufat, donde según el Llibre dels feyts de Jaime I se pactó izar la “señal real” que sería la prueba de la rendición de la ciudad.

© Copyright J.M.C. - 2017

http://www.chert.org


www.000webhost.com